Skip to content Skip to sidebar Skip to footer

15 trucos para viajar más barato

Todo cazador de ofertas siempre está buscando trucos para viajar más barato. Y, tanto por experiencia personal, como por la experiencias de amigos y colegas, a continuación te ofrezco un resumen con los 15 trucos para viajar más barato que te pueden funcionar muy bien a partir de ahora.

Con estos trucos, no solo podrás tener dinero para viajar durante más tiempo y hacerlo más veces, sino que también aprenderás a viajar de forma más inteligente.

En este sentido, y sin más preámbulos, comenzamos con el conteo de los 15 trucos para viajar más barato a partir de ahora:

  • 1. Reserva alojamiento con mucho tiempo. Cuanto antes reserves tu hotel, hostal o cualquiera que sea el sitio en el que decidas quedarte, harás una mejor elección y, desde luego, lo harás a un mejor precio. Puedes buscar el Google sitios para comparar precios y encontrar la mejor oferta para la fecha que elijas. Nunca aceptes el primer precio que te encuentres, así que asegúrate de cavar un poco en lo más profundo de la web hasta conseguir una mejor opción.
  • 2. Elige destinos de forma inteligente. Es evidente que cuanto más barato sea el destino, menos gastarás en tu viaje. A veces, puede merecer la pena volar lejos, por el precio más barato de todo cuando llegas allí. Por ejemplo, gran parte de Asia es barata en comparación con las expectativas occidentales, así como también lo es parte de América del Sur. Clásicos como Camboya, India y México son destinos interesantes por esa razón. En épocas como esta, debemos tener cuidado cuando planifiquemos un viaje por Europa, porque muchos de esos países que eran baratos hace algunos años, se han convertido en lugares para presupuestos más elevados. Croacia, por ejemplo, es uno de ellos. Por cierto, estas son 4 ciudades que puedes visitar con bajo presupuesto.
  • 3. ¿Reducir el consumo de alcohol? El alcohol es una de las golosinas diarias más caras que el dinero puede comprar cuando estás de vacaciones. No estoy hablando de eliminarlo por completo, sino de reducir su consumo, porque definitivamente puede ayudarte a gastar mucho menos durante tus viajes. Es cierto que en muchos lugares una cerveza es mucho más barata que una botella de agua, pero por lo general consumir alcohol aumenta significativamente el presupuesto de viaje.
  • 4. Come como un lugareño. Si sigues a los turistas a los restaurantes, cuyos menús están en inglés, terminarás consumiendo comida de calidad inferior y al doble de lo que deberías gastar. Es por eso que lo mejor, cuando estamos buscando trucos para viajar más barato, es comer como lo hacen los lugareños. Te invito a buscar mercados o en puestos de comida populares. Comer la comida local no siempre tiene que significar comer fuera, también puedes comer la comida local del supermercado de vez en cuando y ahorrarte un poco de pasta. Llevar una cuchara y un cuchillo de plástico conmigo me ha ayudado a ahorrarme mucho cuando he andado de mochilero, porque puedo comer bien comprando algunas cosas en alguna tienda, como yogurt, queso crema, mantequilla de maní, entre otros.
  • 5. Camina todo lo que puedas. Es entendible que el calor condiciona mucho y que los taxis tienen aire acondicionado, además de llevarte sobre seguro a cualquier parte… pero ese no es el enfoque que debes tener. A no ser que tengas muchísimo equipaje encima, debes caminar todo lo que puedas. Una de las mejores maneras de conocer un lugar es caminando, además que ahorrarás muchísimo dinero en transporte. Además, caminar nos regala muchísimas más experiencias.
  • 6. Viajar de noche te ahorra en hospedaje. Si eres de las personas nómadas, que les encanta moverse de ciudad durante un viaje de varios días, entonces lo más recomendable es coger un transporte nocturno, que te permita cambiar de ciudad. Eso te ayudará a ahorrarte una noche de hospedaje. Sin embargo, este es un consejo que solo les doy a las personas que no tienen problemas en dejarse dormir en transportes públicos, porque de lo contrario, perderás el día siguiente al no tener energías suficientes para conocer el lugar. Créeme que se puede ahorrar mucho dinero viajando en autobuses, trenes y vuelos de noche.
  • 7. Lleva siempre una botella de agua reutilizable. Pagar por agua también, aunque no lo creas, una razón por la cual se nos va más rápido el dinero, además que es un desperdicio total gastar una nueva botella de plástico. Evidentemente, tampoco puedes beber agua del grifo en cualquier lugar, pero sí que es verdad que hay países en lo que es potable el agua de la tubería. Sin embargo, si no puedes hacer esto, evita comprar las botellas de agua pequeñas y compra de uno o dos litros.

  • 8. Comparte los costes de comida, bebida, transporte y alojamiento. Si estás de mochilero y te estás quedando en un hostal, mira si tus nuevos amigos/compañeros de cuarto quieren cocinar juntos. Si todos arrojan un poco de dinero en efectivo, pueden ahorrar en costes y también disfrutar de un festín. Cuando se trata de alojamiento, intenta pagar por habitaciones dobles, triples o cuádruples con tus nuevos amigos. Si estás planeando viajar por una ruta popular, consulta los tablones de anuncios del albergue para ver si alguien más va por ese camino. A veces, puede viajar acompañado en tu coche a cambio de un poco de dinero para la gasolina, tal y como funciona el BlaBlaCar. Si hay alguno que está tratando de reservar un viaje o actividad, mira si puedes obtener algún tipo de descuento grupal.
  • 9. ¿Es válido regatear? Este es uno de los trucos para viajar más barato, desde luego que sí. Si estás intentando reservar un viaje o comprar un souvenir para mantener vivos tus recuerdos de viajes y si el precio no está escrito, entonces lo más probable es que no esté establecido. Y eso vale para muchos países de todo el mundo. En algunos países, incluso, si está escrito, todavía es “regateable”, y lo digo con toda propiedad. Haber crecido en Sudamérica te permite aprender el arte de peder “rebajas”. Puede que estés nervioso por regatear las primeras veces, porque es normal, pero sí que es posible hacerlo y funciona la mayoría de las veces.
  • 10. Aprende a dar propinas. Dar propinas está en la naturaleza de mucha gente, pero no de todas. Quienes hemos tenido que trabajar en hostelería, por alguna u otra razón, entendemos muy bien que las propinas, además de ser merecidas, ayudan a ofrecer un mejor servicio a los clientes. Es por ello que yo doy propina, pero, desde luego, cuando la atención es sobresaliente. Sin embargo, en muchos lugares las propinas son obligatorias, al punto que te las cobran en la factura de la comida, por ejemplo. Por eso, aprender a dar propinas es todo un arte, porque también se debe elegir bien el lugar en el cual te vas a sentar a comer.
  • 11. Mantén tu cuenta bancaria organizada. He investigado bastante sobre cuánto gastamos los viajeros en comisiones bancarias y los resultados me entristecen. Es una tontería hacer todo este regateo e investigar los mejores precios y luego terminar gastando una fortuna al retirar efectivo y en conversiones de divisas. Actualmente realizo operaciones bancarias con Bnext , una tarjeta de débito prepago que no cobra comisiones por conversiones de divisas ni por retiros en cajeros electrónicos en el extranjero, hasta tres veces en un mes. En mi opinión, es la mejor opción para ahorrar. Es que si cada vez que retiras dinero del cajero automático estás pagando comisiones, entonces es un gran desperdicio. Si viajas por mucho tiempo, este truco para viajar más barato te ayudará muchísimo.

  • 12. ¡Habla con la gente! Pero me refiero a hablar con los lugareños en persona, no a través de Facebook o Tripadvisor. Otros viajeros y lugareños pueden informarte sobre las mejores ofertas en el área, los restaurantes con mejor relación calidad-precio, hoteles más baratos y, tal vez, incluso dejar que vengas y te alojes allí cuando viajes. Encontrarás que las personas que viajan son muy generosas y algunas están tan contentas de que estés ahí, que incluso te ofrecerán comodidades durante tu periplo y, con seguridad, te darán otros trucos para viajar más barato en esa ocasión.
  • 13. Viaja ligero, pero no demasiado ligero. Es mucho más fácil y más placentero moverte cuando tienes menos que cargar. La he pasado muy mal luchando con el equipaje y eso me ha enseñado a viajar de mochilero. Ahora, cada vez que viajo, soy el que más rápido se desplaza, al no tener que cargar con maletas. Si tienes demasiadas cosas y luego comienzas a comprar más, tendrás que pagar por exceso de equipaje. 
  • 14. Apúntate a mi comunidad de viajeros. La comunidad de viajeros te permitirá recibir, en tu correo electrónico, las mejores prácticas y trucos para viajar más barato. Lo único que tienes que hacer es poner tu dirección de correo electrónico y cada semana recibirás contenido que te ayudará a viajar de forma más inteligente, así como también tendrás ofertas exclusivas.
  • 15. Elimina las cookies de tu navegador. Las cookies de tu ordenador son como marcadores que los sitios dejan atrás mientras navegas por Internet. Las empresas los utilizan para recopilar información sobre ti y para orientar la publicidad online. También pueden usarlo para cobrarte más cuando se trata de reservar. Por ejemplo, si deseas reservar un vuelo junto a un amigo desde Madrid hasta París, lo primero que haces es estar a la web de viajes y compruebas el precio del billete antes de preguntarle a tu acompañante si le parece bien. Luego, verificas de nuevo ya que esa persona desea cambiar la fecha. Esperas unos días o incluso unas horas y cuando vuelves a buscar el mismo vuelo, ya tiene un precio más elevado. Esto lo hacen las cookies. Es por eso que, en todo caso, navega en modo incógnito o borra tus cookies cada vez que quieras consultar boletos.

¿Qué te parecen estos trucos para viajar más barato? ¿Has aplicado alguno de ellos? Coméntame qué te parecen y si te han funcionado alguna vez.

Leave a Comment